“Botón de arrepentimiento”: de qué se trata la nueva obligación que busca facilitar la baja de servicios

Las empresas que comercialicen bienes y servicios a través de páginas o aplicaciones web deberán contar en la misma con un “botón de arrepentimiento” para que los consumidores puedan solicitar dar marcha atrás con una compra o servicio que hayan contratado.
La medida forma parte de la Resolución 424/2020 de la Secretaría de Comercio Interior que fue publicada este lunes en el Boletín Oficial.
Ante las medidas de aislamiento social, preventivo y obligatorio dictadas a fin de atenuar la propagación de la pandemia, las modalidades de contratación a distancia, la necesidad de acceso a la información a través de internet respecto de bienes y servicios, y las vías electrónicas para efectuar la rescisión de los contratos, adquieren especial relevancia, resultando, en la mayoría de los casos, la única vía con la que las y los consumidores cuentan para acceder a estos derechos.
“El botón de arrepentimiento” consistirá en un link “de acceso fácil y directo desde la página de inicio del sitio de internet institucional” y ha de “ocupar un lugar destacado en cuanto a visibilidad y tamaño, no dejando lugar a dudas respecto del trámite seleccionado”. De esta forma a partir de la solicitud de revocación de la aceptación, el proveedor dentro de las 24 horas y por el mismo medio, deberá informar al consumidor el número de código de identificación de arrepentimiento o revocación, al tiempo que al momento de hacer uso del botón, no se le podrá requerir al consumidor “registración previa ni ningún otro trámite”.
Tras la publicación en el Boletín Oficial, los proveedores contarán con un plazo de 60 días corridos para adecuar sus sitios de internet de acuerdo a la presente medida.
 
El contenido original de la nota fue publicado en Infobae.com. Para leer la nota completa visitá aquí

Published by . 7/10/2020


Comments are closed here.